IGLESIA SAN FELIPE DE AUSTRIA
CARIACO

La edificación, estuvo sujeta a las inclemencias del tiempo y al acoso constante de los sismos que han azotado la población de Cariaco

Iglesia San Felipe de Austria | Portal de Turismo del Estado Sucre

Investigación elaborada para el “Ante-Proyecto de Rehabilitación de la Iglesia San Felipe de Austria en Cariaco”. Arq. Miguel Gamardo. Alcaldía del Municipio Ribero. Cariaco, Estado Sucre.

El desarrollo del proceso de evangelización en el estado Sucre comenzó por la ciudad de Cumaná, y posteriormente se extendió por varias rutas programadas por la Iglesia Católica y la Corona Española. Las órdenes religiosas que lideraron este proceso pedían a Su Majestad, la formación de pueblos españoles a medida que iban penetrando en el territorio y según las necesidades de “protección” de sus misiones o doctrinas. Igualmente, muchos colonizadores ávidos de poder o tierras eran enviados por la corona para apaciguar a los “indígenas insurrectos”, y se premiaban con el beneficio de un cargo y el control de las tierras colonizadas. Es entonces, cuando la estructura jurídica y social de Cariaco, se determina desde su fundación como un pueblo de españoles en régimen de repartimientos y luego encomiendas. Los señores encomenderos tenían el deber, según las leyes, de proteger a los indios, pagarles el trabajo y procurar su evangelización.

El pueblo de San Felipe de Austria de Cariaco fue fundado en varias oportunidades y en distintos sitios, su ubicación geográfica actual data de 1630 aproximadamente, cuando el Gobernador de la Provincia Benito Arias Montano, reparte las tierras a varias familias españolas.

Los informes de visitas a la población escritos por Gobernadores y Frailes, relatan cómo fue evolucionando el pueblo a través de los años, su agricultura, crecimiento poblacional y la construcción del templo como edificación más importante. De la misma manera, se relata la pugna existente entre frailes y encomenderos, quienes se quejaban continuamente del maltrato e incumplimiento de las disposiciones emitidas por la corona para evangelizar a los nativos. Y la apatía de los encomenderos quienes por lo que se puede entender, tenían serios prejuicios sobre el adoctrinamiento de las tribus indígenas, pues esto, le producía pérdidas económicas en la producción de sus haciendas. Así que como resultado, los aportes económicos y de mano de obra para la construcción de la iglesia eran prácticamente inexistentes.

Por lo que se observa en el plano de 1709 el Templo de San Felipe Austria de Cariaco, fue construido con los patrones arquitectónicos y técnicas constructivos que se conocían en el siglo XVIII, tanto en la utilización de los materiales como en los cánones de disposición espacial de las edificaciones religiosas. Por lo descrito en los textos los materiales empleados para su construcción eran la piedra y tejas, y posteriormente hasta los años 1940 fueron el bahareque, madera y la palma, basándose en las técnicas constructivas tradicionales.

En cuanto, a los patrones arquitectónicos en líneas generales, se comenzaba con la construcción de una sola nave con su altar (planta basilical) y posteriormente se le adosaban las naves laterales, sacristía y capillas. La rapidez de su construcción y la ostentación de su ornamentación decorativa, dependía de la contribución económica no solo de la Corana Española, sino también de los aportes efectuados por la misma comunidad.

La edificación, estuvo sujeta a las inclemencias del tiempo y al acoso constante de los sismos que han azotado la población de Cariaco. Hasta el año 1956, cuando se concluye definitivamente la edificación que hoy conocemos.

 

Cronología Histórica de la Iglesia de Cariaco:

Para el año de 1709, existía una iglesia en la población de Cariaco con la advocación a Nuestra Señora de la Concepción, la cual fue derribada por el terremoto del 9 de Julio.

En el año 1736, después de muchos años se decide derribar los restos de la iglesia, ya que los recursos para su recuperación no habían sido conseguidos.

En 1738, un incendio arrasó gran parte de la ciudad.

El Gobernador y Capitán General de las provincias de Nueva Andalucía, Nueva Barcelona y las Guayanas, Don Gregorio Espinosa de los Monteros en su informe de visita efectuada a la población de Cariaco en abril de 1745, señala que el templo parroquial construido para esta fecha se “ajustaba a los requerimientos y especificaciones de un plano fechado en 1709 …. Su estructura era de piedra torta y madera cubierta de tejas. De tres naves separadas por seis pilares”.

La población de Cariaco fue visitada por el gobernador José Diguja y Villagómez en 1761, quien afirma que para esta fecha la iglesia estaba construida en “… mampostería y cal muy maltratada, especialmente en la techumbre, la cual estaba servida por un Beneficio a quien con arreglo a la ley se le satisfacían anualmente de las Reales Cajas 183 pesos, 6 reales y maravedís por razón de estipendio, y un Sacristán mayor que percibía 91 pesos, 7 reales 10 maravedís.

El 21 de octubre de 1766, un terremoto destruyó el pueblo y seguramente la iglesia, como lo resume en el informe Don Pedro Urrutia para el año 1773. Este expone: “que la ciudad de ese Phelipe habiéndola deteriorado el terremoto acaecido en el año 66, de modo que fue preciso abandonarla, se está actualmente acabando de reparar cuyo material ha sido, y es de piedra cubierta de tejas”.

Para el año de 1775, según otro informe de Don Gregorio Espinosa explica que ya se había comenzado los trabajos de construcción de una nueva iglesia, y afirma que funcionaba como templo un oratorio de bahareque y techo de cogollo “y la yglesia esta sin acabar pues solo la capilla mayor esta acabada en que esta el señor sacramentado y su fabrica de dicha yglesia es de canteria, con animo de cubrirla de texa como la esta dicha capilla y las alaxas de su uso”. Continua el informe señalado “Habiendo hecho en este dia la visita de la yglesia parroquial sagrario en que esta colocado el Santisimo Sacramento pila bautismal, santos oleos i crisma i demas que en ella requeria de visitación hiso la de los vasos sagrados ornamentales alaxas y demas bienes de servicio de la sacristía”. “Un oratorio de vasareque y covijo de cohoyo que sirve de que sirve de yglesia parroquial en el entre tanto que se redifica la antigua de mejor fabrica en la que se esta entendiendo por cuta razon se omite este inbentario algunas cosas que constan del antiguo que construida dicha iglesia se ponga todo con la formalidad que estava”. “La iglesia se estaba fabricando desde el año 1734 con la cantidad de 3000 reales que su Majestad catolica le libro con 200 pesos que Vuestra Señoria de su caudal dio de limosna con 7930 reales que de limosna di de mi corto caudal y con 22411 que alcance la fabrica de dicha iglesia”. Y para el año de 1778, sólo falta por terminar el piso de la sacristía. En Septiembre del año 1823, se sintió en fuerte temblor en Cariaco, Marigüitar; San Antonio y Cumaná.

A partir de de 1860, los registros de la Iglesia se hacen bajo el nuevo nombre de la Parroquia de San Felipe de Austria, anteriormente se presentan discrepancia con el nombre ya que aparece con el de Nuestra Señora de la Concepción.

Posteriormente en 1875, un sismo vuelve nuevamente a deteriorar su estructura.

Los terremotos ocurridos en la población de Cariaco en los años 1929 y 1933, causaron la destrucción total de la edificación.

Posteriormente en 1875, un sismo vuelve nuevamente a deteriorar su estructura.

Según los autores Muñoz y Boadas (Historia de San Felipe de Austria de Cariaco) se construye en 1934 un templo parroquial en Cariaco, con estructura de bahareque y techo de paja. Edificación que por sus características de choza no permaneció mucho tiempo en pie, debido a las continuas crecidas del río y los movimientos sísmicos se deterioró con rapidez. Igualmente concluyen, que la edificación cuyo plano data de 1709 pasó más de cuarenta años construyéndose, con la misma tipología arquitectónica hasta el terremoto de 1933.

Para 1935, continuaron los trabajos de edificación del templo.

El P. Cayetano de Carrocera (Historia de Cumaná y Nueva Andalucía) señala que para la década de 1940 el templo parroquial es el mismo levantado un siglo antes, “… de tres naves espaciosas divididas por columnas de madera sin arco ni arreglo alguno.”

La edificación que hoy conocemos alcanzo su culminación para el año 1956, con la ayuda del sacerdote Enrique Brekelmans.

Los autores Muñoz y Boada, describen que “Su estructura es de concreto, su techo de madera y tejas. De tres naves amplias separadas por 8 pilares de cada lado, dos campanarios de aproximadamente 15 m de alto, una cúpula, una entrada frontal y dos laterales”. Y añaden sobre los bienes muebles de la edificación, “En ella están resguardas imágenes de más de un siglo de antigüedad entre las que destacan: San Felipe Apóstol y San Isidro Labrador. Un Santo Sepulcro de madera, con los miembros superiores articulados, lo que da la posibilidad de usarlo como crucificado y como Santo Sepulcro. Está imágenes de tallado alejado de la estilizad del modelo europeo, en consecuencia pudiera pensarse que fue fabricado por ebanistas de la región.

San Pedro, la Virgen de Coromoto, la Virgen del Carmen, la Milagrosa, la Inmaculada, un Sagrado Corazón de madera, un Cristo de madera en el altar que aún conserva el antiguo retablo, la imagen de San Vicente de Paúl y San José que fue traída de de Cumaná.

Aunque hay otra imagen de San José, parecer bastante antigua, de madera con articulaciones en los miembros superiores y carece de una mano, ésta probablemente se desprendió y fue repuesta pero sin estética alguna.”

Muchos terremotos han ocasionan graves daños en la Iglesia de Cariaco, en 1974 y el más reciente en 1997, fracturo severamente en varios muros, campanario, baptisterio.

El 6 de Enero de 1996, el Instituto del Patrimonio Cultural (IPC) realiza un preinventario de los Bienes Muebles pertenecientes a la Iglesia de Cariaco, bajo la dirección de la Antrop. Omaira Gutiérrez.

UBICACIÓN:

Se encuentra en la Avenida Bermúdez de Cariaco, al lado de la Plaza Calle Bermúdez, municipio Ribero.

Cómo llegar:

Se puede llegar a Cariaco por la Troncal 09 (T-09) carretera Cumaná - Carúpano. También por la Troncal 10 (T-10) del estado Monagas hasta Casanay y luego empalma con la T - 09.

Texto e imágenes tomadas con autorización del libro:
"Sucre, un pedacito de paraíso en el oriente venezolano"
De: Rosendo Acosta | ® Derechos Reservados
Calificación: 91 de 100 basado en 13 valoraciones de los usuarios
 

GALERÍA DE IMÁGENES

POR FAVOR HAGA SUS COMENTARIOS

SUCRE, UN TESORO AL DESCUBIERTO